martes, 27 de septiembre de 2011

Ensalada de Melva escabechada



El tiempo pasa volando. Siempre lo digo, pero es que es cierto.
Mañana, 28 de septiembre hace un año que empecé mi andadura bloguera.

Justo hace poco más de un año, E. me dijo que podría hacer un blog para vender los cuadros que durante los últimos dos años pinté y que después de varias mudanzas han quedado relegados a un rincón del despacho.
Ahora también me doy cuenta que hace un año que no pinto. No tengo más tiempo... (ni más paredes...).
Hacía tiempo que le daba vueltas a una idea. Me gusta escribir, y quería que todos esos recuerdos del día a día quedaran reflejados en algún sitio.
Siempre he sido poco dada a escribir un diario, pero buscaba alguna otra manera de dejar huella y de poder recordar las cosas que me sucedían o me habían sucedido en caso que quedaran en el olvido.
Y añadiendo a esto, que una de mis pasiones es cocinar, pues tuve la genial idea de crear un blog gastronómico.



No tenía ni idea de lo que era un blog (sólo por oídas) y nunca había consultado uno, así que durante días estuve peleándome con Blogger para poder elegir el diseño que más encajaba con la idea que tenía. Hice y deshice mil templates. Mi hermana y E. me daban su opinión sobre cada uno. Al final me decidí. Y después de esto empecé a cocinar y a disparar como una loca, sin ton ni son cualquier cosa que saliera de la cocina. Y consecuentemente, E. empezó a comer frío.

Si, os confirmo, no sólo no he vendido los cuadros, si no que además tiene que soportar las sesiones de fotos, que cada vez se hacen más largas.... Pobre. Además él fue mi primer seguidor (si es que es un sol).

Cuando después de algunas semanas mi hermana me envió algunos blogs gastronómicos que creía que debía ver, me entró el pánico.
Madre mía, qué fotografías!!
Yo, que hasta la fecha, no tenía idea de profundidad de campo, ISO, velocidad de obturación, ni nada, vi todo un mundo en el que tenía que sumergirme y aprender mucho.

Y con mucha paciencia, muchas horas y la ayuda de los Reyes Magos que me trajeron la reflex (yo también soy un sol), empecé a mejorar (o eso creo).



El mundo blogger me ha aportado mucho. No solamente me ha llenado horas y horas que de otra forma no se qué hubiera hecho. Ha hecho que mejore mis técnicas culinarias, que aprenda técnicas y texturas nuevas, que aprenda sobre fotografía, que tenga curiosidad y me lance con nuevas recetas que de otra forma nunca hubiera hecho, y sobre todo ha hecho que conozca a personas formidables.

Y aquí estoy, un año después. Ahora ya no tengo horas que deba llenar, ahora es al contrario, busco las horas para poder dedicarle al blog, a cocinar, a aprender y a visitaros.
Cómo cambian las cosas....

La receta de hoy no es de celebración. Es una receta básica, sencilla y saludable, pero no por ello menos rica.

Espero que os guste y tengáis una feliz semana!

jueves, 22 de septiembre de 2011

Lascas de Foie con frambuesa y sal negra de Hawai


Hace unas semanas que me dieron a conocer  el club groumet on-line SeleQto.
Me encantó la oferta de la que disponen. Desde accesorios para la cocina que son la delicia de todos los “cocinillas”, hasta quesos, arroces, sales, aceites, … En fin, me volví loca sumergiéndome en el sinfín de cosas ricas que veía.


Me alucinó por completo la oferta de aceites de la que disponen, desde aceite de oliva ecológico hasta el aceite más exquisito Extra Coupage 667, “Señorío de Jaén”.
Además a unos precios bastante más económicos que en las tiendas habituales especializadas.
Total que esta vez me decanté por un blog de foie de pato (también lo tienen de oca, trufado, al Pedro Ximenez, …) que quería hacer desde hace tiempo con frambuesas.


Un compañero me había comentado este tipo de plato, lo había visto preparar en un restaurante. Y claro, una que es inquieta que todo lo quiere probar, pues venga, a intentarlo.
Debo decir que no tenía la seguridad de que saliera bien a la primera, pero (menos mal) salió de maravilla!
La combinación del foie con la acidez de la frambuesa, queda perfecta.
Además, con el toque de Sal negra de Hawai, también de SeleQto , quedó literalmente de vicio. (Tienen una oferta de sales también impresionante. Existen más sales de las que yo sabía...).  


Este fue nuestro aperitivo el pasado fin de semana. Lascas de foie con frambuesas y sal negra de Hawai. Acompañado de unas tostadas de pan (rozando el quemado, como a mi me gusta…), fueron la delicia del domingo.
Realmente, la receta es fácil y realmente recomendable, no sólo por su sabor si no, por lo bien que queda visualmente, y si además cuentas con productos de calidad, lo bordas.
Espero que os guste y que tengáis un feliz fin de semana!!!

domingo, 18 de septiembre de 2011

Pizza de queso de cabra, jamón y rúcula



Whole Kitchen en su propuesta para el mes de septiembre, nos invita a preparar un clásico de la cocina italiana, la Pizza!

La mejor pizza que he tomado en mi vida, la tomé hace dos años en un viaje relámpago de varios días por la zona de la Toscana en Italia.

Realizamos una ruta por varios pueblos de aquella zona tan maravillosa.
Visitamos San Gimignano, Monteriggioni, Siena, Pienza, Bagno Vignoni, Montalcino, Montepulciano, Cortona, Arezzo y Florencia.

Uno de los viajes más bonitos, y más gastronómicos que he hecho nunca.



La famosa pizza la tomamos en Siena. Después de un almuerzo de lujo en Monteriggioni, decidimos pasar de los planes para la cena y comer una pizza en un bar pequeño, que vendían piezas de pizza para llevar o que podías tomar en las 3 mesas que había dentro.
La que yo elegí fue de proscuitto con queso de cabra y rúcula. Exquisita. Estaba crujiente y sabrosa, como a mi me gusta.

Tan sólo como consejo, si visitais la zona, no os podeis perder bajo ningún concepto el pueblo de Pienza con un atractivo medieval increible (parece que estés en un cuento) y la ciudad de Cortona, donde se rodó la película "Bajo el sol de la Toscana".

Bien, pues cuando leí que para la propuesta de septiembre, whole kitchen, nos invitaba a hacer pizza, me hizo mucha ilusión y me puse manos a la masa son la receta. Ya tenía claro qué tipo de pizza iba a hacer.
Además en casa estuvieron encantados porque ese día, cada uno se hacía su almuerzo con los ingredientes que más le gustaran.



Pues aquí os dejo, la copia (no mejorada, tengo que reconocerlo...), de la pizza que tomé en Siena.
Me comentaron que para que quedara más crujiente, un truco era poner agua con gas en vez de agua normal. Quedó genial.  
Otra aclaración: pensad que el tiempo de reposo es de 4h así que haced la masa con tiempo....

Espero que tengais una feliz semana!! 

jueves, 15 de septiembre de 2011

Montadito de anchoas con mostaza verde y AIG




Hoy tengo muchas cosas que contaros!

Primero: estrenamos cabecera!
Gracias a mi compi Xavi que ha pasado algunas horas pensando, buscando, modificando y haciendo versiones varias que encajaran con la imagen del blog y con mi personalidad.

Estoy encantada! Muchas gracias de nuevo Xavi.



Y lo siguiente, es deciros que participo por primer año en AIG. El año pasado no pude participar porque primero, me enteré tarde y después, porque hacía un mes que tenía blog, así que me quedé con las ganas.


Este año, me he enterado a tiempo y ahí estoy, esperando ansiosa quién me va a tocar.

En esta ocasión no lo realiza Bea de El Rincón de Bea, si no que lo hace Jo de Mis recetas Bordadas (podeis ver el post sobre AIG aquí).
El logo lo ha realizado Carol de Desig with love
 

Y para dar pistas sobre mi AIG, pues lo tengo muy fácil o muy difícil...
Me encanta la cocina, lógicamente, y todo lo que tenga que ver con ella.
Adoro los libros de cocina y el menaje, también todo tipo de alimentos artesanales que no son fáciles de conseguir en Barcelona. Me pirro por el queso, el jamón y un buen vino.
Y aunque no me gustan los dulces tengo pendiente comprar moldes para galletas, que no tengo ni uno.
Y la verdad, no se qué mas decir porque todo lo que tiene que ver con gastronomía me encanta y me hace muuucha ilusión.



Y ahora, la receta.
Me gusta, el fin de semana, que tenemos más tiempo, hacer de vez en cuando algún montadito para picar antes de almorzar.
En este caso, uno con pan de chapata recién horneada, tomate picado y unas anchoas de l'Escala en aceite.

Para darle un toque diferente, añadimos mostaza verde.
Si la habéis probado sabreis que tiene el gusto de la mostaza, ligeramente picante pero mucho más suave. Ideal para pescados.

Aquí os la dejo. Que tengais una feliz semana!


domingo, 11 de septiembre de 2011

Pastel de Chocolate para el 90 aniversario de la iaia


El pasado jueves fue el cumpleaños de la abuela de E. Cumplía 90 años.

Este sábado, los primos y el hermano de E. con parejas e hijos vinieron a casa a celebrarlo.
Me gusta hacer celebraciones en casa. Más aún, si casi no hay nada que preparar ya que hicimos barbacoa. Y como manda la tradición, la preparó E. mientras el resto chapoteábamos en la piscina.



El día anterior, mirábamos el tiempo esperando escuchar que iban a bajar las temperaturas y que correría algo de brisa (el único día del año que he deseado esto...). Pero nada, no fue así.
Hizo un calor infernal y practicamente fue imposible estar almorzando fuera.
Si hubiera sido por los niños, hubiéramos comido dentro del agua. (Y si hubiera sido políticamente correcto, lo hubiéramos hecho).

J. la abuela de E., es la única abuela que tengo en la actualidad. Aunque forme parte de mi familia política, la he "adoptado" como si fuera mi abuela.



Mis abuelos, el padre de mi madre y la madre de mi padre, murieron cuando yo era pequeña, y no tengo demasiados recuerdos de ellos. Únicamente, que mi abuelo, cuando íbamos a su casa en verano, me daba chupachups... Y un ligero recuerdo de mi abuela paterna en la entrada de su casa.



Con los otros dos abuelos, si que tuve mucho más roce y aunque ya no están con nosotros, me acuerdo mucho de ellos. Especialmente de mi abuela, fallecida hace un año.
Recuerdo cuando dormíamos juntas y me explicaba con todo detalle sus aventuras y las fiestas que hacían en su casa cuando era joven. Me encantaba escuchar aquellas historias cada noche hasta que mis ojos se cerraban y soñaban con las historias que me acababa de contar.
Cuando eres una niña, te parece que las personas mayores, siempre han sido mayores y que nunca tuvieron infancia. Me asombraba que no fuera así y escuchaba atenta todo lo que me explicaba.

Fue una abuela maravillosa.



Ahora, J. es la que nos explica historias y a la que se le iluminan los ojos cuando ve a parte de sus nietos y bisnietos compartiendo mesa, manjares, risas y aventuras a su alrededor.
Me encanta ver la sonrisa en sus labios y me gustaría saber qué pasa por su mente cuando se ausenta de la conversación y únicamente se dedica a mirar, a observar a todos y cada uno de nosotros, como si fuéramos parte de una película y quisiera retener en su memoria estos momentos.

Este fue el pastel que hicimos para su cumpleaños, un pastel básico de chocolate pero que nos encanta! Incluso a mi, que no me gustan los bizcochos ni demasiado los dulces ya que tiene gran cantidad de chocolate y no queda abizcochado, es más bien tirando a un brownie (salvando las diferencias).



 Aquí os lo dejo.

Que tengáis una feliz semana!!


jueves, 8 de septiembre de 2011

Fricandó



Antes de nada, quería agradeceros la cantidad de felicitaciones que me habéis hecho llegar durante estos días. Es una maravilla ver tantas felicitaciones juntas!!
Ha sido el año que más he tenido y os lo agradezco, de corazón. Muchísimas gracias a tod@s.
Agradecimientos a parte, os traigo una recetilla ideal para los domingos en los que el tiempo no acompaña a pasar el día en la playa, (que ya van llegando) o para las comidas familiares en las que queremos disfrutar de los invitados y dejar el tema de la cocina ya solucionado el día de antes.




El Fricandó es un plato tradicional de la cocina catalana que se realiza a base de filetes finos de ternera y que normalmente lleva moixernons, aunque se podría hacer con otro tipo de setas también.
Su origen no se encuentra en el campo, si no en la cocina urbana medieval, según tengo entendido (si alguien discrepa, que me lo diga).

Por lo que me he podido informar, se conoce que la primera receta de fricandó que salió publicada fué en el recetario de principios del s.XVIII “Avisos i instruccions per lo principiant cuiner” de Josep Orri. A partir de ese momento se convirtió en un indispensable para todos los libros de cocina catalana con las variaciones de cada autor (como la mía).
Pues lo dicho, ideal hacerlo de un día para otro y acompañarlo con un buen trozo de pan “pa’ mojar”.

También es habitual servirlo con arroz, esta vez, puse un cuenco a parte para que cada uno se lo pusiera a su gusto. También tengo una amiga que le pone patatas, cortadas a cuadraditos y previamente fritas. Las deja durante 10 min. Haciendo “chup-chup” y después se sirve todo.



A nosotros nos encanta, y a N. le vuelve loca (de hecho, cualquier tipo de carne con salsa).
Así, que ya sabéis, si queréis probar un plato típico típico catalán y bien fácil, aquí lo tenéis.
Que tengáis un feliz fin de semana!

lunes, 5 de septiembre de 2011

35 años con mini torteles ligeros de nata y frambuesas



Hoy, 5 de de septiembre, es mi cumpleaños. Precisamente a una hora intempestiva, hace 35 años, mis ojitos vieron la luz.
Por ese motivo, el post, esta semana ha salido con retraso.

Cuando tenía 15 años, me imaginaba ya adulta, con una edad indifinida entre los 30 y los 40 años.  Me imaginaba madura, con las cosas bien claras y gran éxito en lo profesional y lo personal.
No me puedo quejar, tengo un buen trabajo, una pareja fantástica y una vida acomodada. Pero no tengo las cosas tan claras y no me veo tan madura como creía que sería cuando tuviera esta edad.

Supongo que a todo el mundo le pasa lo mismo… No me veo con 35 años.



Debería tener hijos, la casa pagada y un futuro totalmente acomodado y sin preocupaciones. Quizá en la época en la que tenía 12 años, eso era posible, no ahora…. No me quejo, en absoluto.
Pues hoy, en honor a mi madurez ya confirmada por obligación, he pedido fiesta en el trabajo y he disfrutado con E. de un día de cumpleaños en toda regla.



Nos hemos levantado tarde y al despertarme ya he tenido mi regalo con pruebas a superar incluidas, hemos ido a hacer recados y a comprar el almuerzo de celebración hoy.
Y os preguntaréis qué habré hecho para comer….( o no), pues nada de cocinar, nada de hacer platos sofisticados y nada de encender el horno.

Pensé en ir a cenar ayer noche a L’Observatori Fabra, un observatorio que celebran cenas las noches de verano y que después además de una mini clase sobre la astrología te enseñan las instalaciones del observatorio y miras los astros a través de uno de los telescopios de los que disponen. Pero como la meteorología estos días no ha acompañado, lo hemos dejado para otro día.

Así, que hoy nuestro almuerzo ha consistido en: jamón de jabugo, queso Tete de Moine, queso curado de oveja, queso de vaca al vino y pan de cereales con pasas. Todo ello, con tomate y aceite Mestral (aceite extra virgen Arbequina) y el vino Josep Foraster realizado con la variedad Trepat, una variedad de uva rosada que han utilizado para realizar este vino tinto de color cereza intenso de capa baja. Es un media crianza con toques a frutas rojas ácidas y que es muy suave en boca. Ideal para las personas a las que no les gusta el vino tinto.

Este vino, fue catalogado por Robert Parker con 88 puntos.
Además de estos manjares, finalizamos, al igual que ayer (que lo celebramos con N y N ) con unos mini torteles de nata y frambuesas.

Como muchos sabréis,  en casa no somos demasiado de dulces y a mi especialmente, no me gustan demasiado los bizcochos, pero me entusiasma el hojaldre, y nada mejor para combinarlo, que hacerlo con nata y con la acidez de las frambuesas.


Bien, pues aquí os dejo, con la receta super simple de los torteles y deseándoos una feliz semana!!


jueves, 1 de septiembre de 2011

Crepes de crema de chocolate (Nutella)



Se ha acabado el mes de agosto, y con él, la sensación de verano, de vacaciones y el espíritu sano y jovial de los meses donde no hay prisa para irse a dormir, donde las noches son eternas y los días calurosos debajo de una sombrilla.
Menos mal que el tiempo por ahora acompaña.
En Barcelona, aunque con muchísima humedad y predicción de lluvias para este fin de semana, todavía podemos disfrutar del sol y las buenas temperaturas, aunque ya se advierte que los días cada vez son más cortos y anochece mucho antes que en las semanas anteriores.



Ya os comenté que nunca he sido una gran aficionada a lascrepes…. Pero quién se puede resistir a unas crepes de nutella?
Este plato es ideal para uno de esos días tontos, que tienes la moral por los suelos y necesitas exceso de azúcar para levantar el ánimo. ¿Quiénno ha tenido uno (o varios) de esos días?
Pues nada, unas crepes de nutella y solucionado. El chute de azúcar te hace ver el mundo de color de rosa justo el rato que tardas en darte cuenta del atracón de calorías (directas al culo) que acabas de ingerir.
Pero bueno, el momento de placer ya lo has disfrutado.




Yo no era mucho de Nutella, en casa siempre habíamos comprado Nocilla, con la famosa cancioncilla y los vasos multiusos incluidos.De hecho, en mi actual casa, tengo uno de ellos, con tapa incluida que utilizo para reciclar aceite…. Glamouroso, no; práctico, sí.
Pero el otro día, no se porqué compré Nutella y me gustó mucho.

Aquí os dejo esta recetilla para animar los ánimos cuando veamos que el verano se acaba y vamos de cabeza al otoño…..

Feliz fin de semana!!