domingo, 22 de julio de 2012

Brocheta de gambones con salsa de yogur


Mi madre siempre me decía que debíamos comer de todo. 
Y yo, venga a comer carne, algo de pescado y poca verdura y legumbres. Ni siquiera, por aquellos tiempos tomaba pan que no fuera en bocadillo (y la verdad, a veces sacaba el embutido y dejaba el pan)...

Esta es una buena opción para que comer verduras sea más apetitosa y atractiva, para los peques de la casa y los no tan peques.
Además al ir aderezada con una salsa de yogur, hace que sea un plato todavía más completo. Un plato, en la línea de esos días de calor sofocante: fácil, refrescante y sano.

Muchos de vosotros ya estáis de vacaciones, espero que las disfrutéis. Yo, aunque trabajo, me esperan unas semanas de mucho ajetreo, así que me tomo unos días de vacaciones blogueros para poder dedicarme de pleno a mi profesión. En unas semanas abrimos el nuevo restaurante, así que necesito toda mi energía....


También os quiero presentar mi nuevo blog, hace tan sólo una entrada que lo estrené, pero ahí está, poquito a poquito. Se llama "Espacio Restauración" y va orientado a la parte más profesional de la restauración y la gastronomía, donde se explicarán novedades, actualidad y temas relacionados con este mundo, así como artículos de opinión que después de años de formación y experiencia, me gustaría compartir. Espero que os guste. 

Bien, os dejo con estas últimas novedades.

Disfrutad de las vacaciones, descansad y compartid el tiempo con quién más queréis. 

Nos vemos a la vuelta.


jueves, 19 de julio de 2012

El Petit Celler



Hace algunos días, tuve la oportunidad de asistir a una cata de vinos muy especial. 
De hecho, se trataba de un juego "Quién es quién?". 

Hay alguna forma mejor de aprender?
Recuerdo cuando en la universidad, teníamos un profesor que hacía que su asignatura (un palo) fuera de las preferidas de todos los alumnos porque llenaba sus explicaciones con ejemplos, casos reales para que viéramos la aplicación y juegos en los que él era el primero en participar.

Bien, pues el juego en cuestión se trataba de catar cuatro vinos tintos e intentar identificar qué precio tenia cada uno. Teníamos pistas: sabíamos que uno de ellos era de 6€, otro de 60€, otro de 600€ y uno último que llamamos jocker ya que se podía tratar de cualquier precio. Interesante.



La cata se hacía en El Petit Celler un nuevo punto de encuentro para los amantes del vino y de la buena gastronomía, en Barcelona, más detalladamente, en la Calle Beethoven. Me hizo gracia recordar la calle ya que cuando era jovencita allí había una discoteca bastante famosa donde pasé algunas muchas noches entre amigos y hace un tiempo, tuve las oficinas justo al lado.

Bien, batallitas aparte, El Petit Celler es una empresa de Manresa, dedicada a la venta de vinos y destilados al por mayor y al detalle. Además han ampliado la oferta a productos delicatessen como quesos, jamones, patés y algunos dulces como las catanias que puedes degustar allí mismo, ya que han habilitado una zona de degustación. (Todo realmente exquisito).



Cuando entras, lo primero que te llama la atención es su gran exposición. Una pared inmensa con más de 900 referencias de vino de un total de 3.000 con las que trabajan (entre vinos, cavas, champagnes y destilados). 
También disponen de una "sala de los tesoros" donde Sebastián, el propietario que nos enseñó la tienda, no quiso decir el valor de los caldos que allí había. Viendo las referencias que había, se puede intuir, pero da vértigo decirlo.... 

Empezamos la cata con algo de vergüenza entre los iniciados y no conocidos, pero nos animamos después del primer sorbo y al comprobar, que aunque había grandes entendidos que podían descifrar las variedades y las añadas de cada vino, había total libertad para decir lo que te transmitía el vino, sin tener que sentirte mal.
Después de algunas experiencias, se agradece que nadie vaya de experto y que todos podamos aprender de todos y compartir experiencias y sensaciones.




Los vinos que probamos fueron:
- Ferrer Bobet 2009 Edición Especial. Priorat: aprox 60€. Sinceramente, este vino no vale lo que es.... o como mínimo para mi paladar.
- Petit Bernat 2011. Pla de Bages: aprox 6€. Muy bueno, fresco y ligero. Calidad precio sensacional.
- L'Ermita. Álvaro Palacios 1998: aprox 600€. Qué voy a decir. Increíble, aunque necesitaba algo más de tiempo para oxigenarse. Aún y así, una joya.
- Artadi Pagos Viejos 2006: aprox 80€. Realmente bueno. Quedaba muy buen sabor en boca.

Si queréis tener más detalle sobre cada uno de ellos, podéis acceder a su web, donde cada vino tiene su ficha.

Todo un placer para los sentidos y para el alma. Y no nos engañemos, no cada día se toma un vino de 600€.


Sebastián ha tenido la generosidad de maridar tres de los platos de Recetas de Mon Magazine nº1. Tomo buena nota de sus propuestas!

Ensalada de melón con foie micuit: Vino blanco Coma Alta, 2010. D.O. Priorat. 20,95€


Arroz negro: Cava Oriol Rossell Reserva de la Propietat. 28,99€


Sardinas escabechadas: Espelt Mareny. D.O. Empordà. 6,70€


Podéis consultar las recetas en la revista (aquí).

Espero que os haya gustado la entrada y que disfrutéis del fin de semana que ya está llegando!







domingo, 15 de julio de 2012

Bocadillos de salmón con queso fresco


Después de unos días de vacaciones, volvemos a la rutina diaria.... Qué rápido pasan las vacaciones!! Ha sido una semana, poquitos días, pero jolines, cuando hay que trabajar, creo que pasan más lentamente....

Estos días he aprovechado para descansar, hacer recados, ordenar un millón de cosas que tenía desperdigadas y que nunca tengo tiempo para poner cada tema en su sitio, para ir a la playa y para cocinar.




La verdad es que he cocinado todo lo que he podido (y el tiempo de relax me ha permitido), pero únicamente me apetecía tomar cosas ligeras, como este bocadillo de salmón.

El salmón, uno de los pescados más recomendados para tomar por el Omega 3 que nos aporta, siempre me ha gustado. Es untuoso, sabroso y con un punto graso que hace que sea mucho más jugoso.
Solo, a la plancha con unas gotas de limón, queda exquisito, pero en este bocadillo con unas gotas de limón,  unos tomates y un poco de queso de untar aromatizado con unas hojas de tomillo limón, queda realmente exquisito. 



Un plato refrescante, fácil y sano. En línea con los platos que últimamente traigo... para que no se diga que la operación bikini que ya tenemos más que encima, está reñida con una buena gastronomía. 

Espero que os guste y que paséis una feliz semana!!!


jueves, 12 de julio de 2012

Noches de verano en Món St Benet



Como decía en el post anterior, con el calor únicamente apetecen platos frescos, sanos y fáciles de preparar. Nada de pasar horas y horas en la cocina, preparando un plato elaborado.
De la misma forma, en cuanto llega el buen tiempo, nos apetece alargar las noches, pasar más tiempo fuera de casa, en compañía de amigos, pareja o familia.
Todo plan que en invierno, es un sacrificio, en verano, se agradece y siempre estamos dispuestos.



El año pasado ya os comentaba la propuesta que desde la Fundació Catalunya Caixa, nos proponían en Món St Benet, el monasterio que se encuentra a Sant Fruitós de Bages.
Además del propio Monasterio, el conjunto,consta de otras instalaciones relacionadas con la gastronomía como la Fundació Alicia, que dirige Toni Massanes y que cuenta con la colaboración de Ferrán Adrià.



El año pasado pudimos vivir las Noches Modernistas con sus "sopars de duro", una actividad totalmente recomendable en la que nos trasladaban a las cenas del s.XIX donde se disfrutaba de la música, el arte y la gastronomía por igual. Podéis ver el post aquí.

Este año, hemos podido experimentar "La Màgia del capvespre", una actividad familiar donde se combinan actividades en uno de los huertos ecológicos, donde se recolectan productos de temporada, se preparan y se degustan en una cena al aire libre (y libre de mosquitos, todo hay que decirlo), bajo un porche, con unas vistas magníficas y en un entorno formidable. Después de la cena, (con productos ecológicos y de proximidad con una calidad extraordinaria), nos adentramos en la historia repleta de leyendas del Monasterio, a través de una visitas llena de experiencias y sensaciones...

Fotografía de Pau Fabregat


Se inician con la visita al huerto a las 19.30h, y podréis recolectar unas cebollas de Figueres que ríete tú de las del mercado (nunca había visto unas cebollas más grandes), tomates de todo tipo, dulces y extremadamente jugosos, que no me pude resistir y alguno desapareció antes de llegar al cesto...., calabacines blancos, berenjenas, alcachofas, pimientos... incluso unos fresones rojos rojos con una pinta impresionante.

Las fotografías superiores son de Pau Fabregat


Después de lavar bien todas la recolecta, se ayuda a preparar parte de la cena que después se degustarán. Ensaladas, zanahoria rallada super jugosa, tomates exquisitos, ... Carpaccio de calabacín blanco con pesto o vinagreta de tomate (todo un acierto).
Quesos de cabra, desde el tierno cremoso y suave hasta el más curado con un punto picante, muy sabrosos. Llonganissa y bull, del pueblo cercano y que no sobró casi nada en nuestra mesa, que compartíamos entre otros, con @JordiSerra y Javier Rodriguez (@rguezgodoy).

De segundo, un buffet que preparan allí mismo los chefs y que uno mismo se sirve: cordero y butifarras de un ganaderos cercanos y escalibada realizada con las berenjenas y pimientos recolectados. También patatas, con un gusto exquisito, que en nuestra mesa causó furor. Todo ello, con una mayonesa ligera de ajo y salsa romesco al gusto y regado por un vino tinto joven embotellado y otro, del Penedés, servido en porrón.
De postre, coca, bizcocho y chocolate. Un final tentador para proseguir con la visita, llena de dichos y leyendas y experiencias sensoriales.... No entraré en detalle para no romper la magia, pero deciros que realmente vale la pena.



Podéis encontrar más información sobre horarios, precios, diferentes actividades, etc. aquí. Aunque os puedo adelantar que el precio de la actividad (visita al huerto, cena y experiencia en el Monasterio) para adultos es de 35€ adultos y 17€ niños. Además si queréis pasar la noche en el hotel del propio complejo, el paquete sale por 70€, con lo que es más que asequible.

Bien, con esta recomendación os dejo, hasta el lunes.

Espero que disfrutéis del fin de semana!!





lunes, 9 de julio de 2012

Endivias con verduritas



En verano lo único que me apetece es tomar cosas fresquitas.
Ensaladas, cremas frías, pescados a la brasa y mucha fruta. Nada de comidas copiosas o cocciones demasiado elaboradas. Se acabaron las salsas, los platos de mojar pan y los horneados...
En verano, en mi casa, damos vacaciones al horno hasta que las temperaturas empieza a bajar un poco. Únicamente hacemos la excepción de los pescados a la sal... qué ricos!!

El otro día preparé estas endivias, sanas y sencillas de preparar. Ideales para tomar después de una jornada de playa.
Podéis tener el "relleno" preparado ya en la nevera y únicamente tenéis que lavar las endivias y pasarles un paño para suavizar el punto amargo que tienen, poner la mezcla de verduras y servir!!

Es un plato informal, que se puede tomar como dip, sin cubiertos y que realmente están deliciosas y son muy apetecibles.



Espero que os gusten. Disfrutad de la semana calurosa que nos espera.... Yo tengo unos días libres antes de empezar con la vorágine de la apertura del nuevo restaurante y os prometo que voy a descansar. Por ahora he empezado con una escapada a Cadaqués (los que me seguís en twitter, ya lo habréis visto....).

Lo dicho, a disfrutar!!


jueves, 5 de julio de 2012

Menorca... Mediterráneamente


El inicio del verano, para mi, viene marcado por dos fenómenos:
-          Verbena de Sant Joan
-          Anuncio Estrella Damm

La fiesta de San Joan, ya os expliqué en el pasado post (aquí) me encanta. Me hace especial ilusión preparar la fiesta en casa.
Sobre el anuncio de Estrella Damm, cada año y cada vez que lo veo tengo la misma sensación: qué bien se lo pasan, qué jóvenes son y cómo disfrutan del verano. ¿Y yo? ¿??????




Bien, este año, he tenido mi propio anuncio Estrella Damm. Como las vacaciones por motivos laborales, las tendremos que aplazar hasta dentro de unos meses, hemos tenido una escapadita de unos días para poder navegar por Menorca con unos amigos.

Ha habido risas, mucho cachondeo, preciosas vistas, baños en calas espectaculares, buena comida y por supuesto, cerveza. 
(Os aseguro que la marca de cerveza en cuestión no ha patrocinado la escapada, aunque lo pueda parecer).




Salimos desde Mahón después de que llegáramos todos e hiciéramos un poco de orden con los camarotes, la compra, etc. 
Después de estudiar el parte meteorológico y la ruta a seguir, nos encaminamos hacia Cala Pregonda. 
Allí pasamos una de las noches y realmente lo pasamos como enanos con un mar totalmente plano y una temperatura de lo más agradable. 





Al día siguiente y ya con algo de peor tiempo, nos dirigimos a Fornells, un pueblo precioso y digno de ver. 
El mal tiempo hizo que no pudiéramos disfrutar demasiado el día allí, aunque la noche ya la teníamos  reservada para ver el partido de la selección y acercarnos a Es Cranc, un restaurante en el centro del pueblo, cercano a la iglesia y donde sirven unos arroces y calderetas de infarto que acompañamos por un fantástico Albariño.
 

Allí pasamos una noche un poco movida por el fuerte viento que hubo, pero mereció la pena. Las vistas de puerto eran preciosas. 
 

Al día siguiente con una temperatura agradable y un cielo despejado, pudimos disfrutar algo más del pueblo haciendo algunas compras e inmortalizando momentos hasta la hora de partir de nuevo hacia Cala Galdana. 



Después de un trayecto un poco movidito, llegamos a la fantástica cala donde almorzamos tranquilamente y nadie nos perdonó la siesta al vaivén de las olas....


El momento de irnos ya estaba llegando y después del momento surrealista de llegar a pie de playa con el dingui con maletas incluidas, nos dirigimos al parking donde un taxi nos estaba esperando para acercarnos al aeropuerto. Ohhhhhh!!!



Mi momento Mediterráneamente, ha sido corto pero intenso, pero en breve tendrá una segunda parte en mi pueblo costero preferido. Cadaqués. 

Este año, Estrella Damm complementa la campaña con un slogan que da nombre a la web, Mediterráneamente  donde se recogen, además del blogtrip organizado por distintas zonas bañadas por el Mediterráneo, restaurantes y experiencias que engloban esta filosofía y forma de ver la vida tan sana y atractiva. 

Disfrutad del fin de semana que está al llegar. Yo prometo hacerlo!!


Después del comentario de uno de los seguidores, me lamento no haber tenido la oportunidad de probar el Gin Xoringuer, una ginebra producida en Mahón desde el 1967 por Magi Camps.
La forma más conocida de tomarla es con limonada y se llama "pomada" una bebida muy típica que se prepara con una tercera parte de Xoringuer y dos de limonada.
Hace unos días Carlos Capel publicaba en su blog un post sobre "El gin tonic perfecto" precisamente realizado con Xoringuer. También podéis ver un posterior post, sobre la gastronomía de Menorca con su plato estrella: la caldereta de langosta. (Aquí)

Quiero agradecer a Joan Enric sus palabras y la información que ha hecho llegar sobre el tema.

domingo, 1 de julio de 2012

Arroz con guisantes y almejas


Cuando era pequeña, no me gustaban los guisantes. Recuerdo que mi madre los preparaba en algunas ocasiones con jamoncito y rehogados. Pero a mi no me iban demasiado. 

Ahora me he vuelto adicta a los guisantes. Me encantan. Eso sí, frescos. Siguen sin gustarme los guisantes envasados. 
Me encanta el aroma que desprenden al abrir la vaina, ver las mini bolitas que se agolpan dentro, como si fueran mini tesoros dentro de un cofre. Adoro el sabor dulzor que tienen y el puntito crujiente, ya que me gustan salteados durante pocos minutos. 
Con un buen aceite de oliva y una pizca de sal, están deliciosos. 


Hace unos días os presentaba estas tostadas con paté de guisantes y parmesano. Deliciosa. 
Con los guisantes que sobraron, preparé este plato de arroz con almejas. 
Sencillo, básico y sin la ostentación de la que presumen algunos platos. 

Volvamos a lo básico, volvamos a disfrutar de los sabores y las texturas clásicas. 



Arroz, guisantes, almejas, algunos berros y aceite de oliva. Nada más mediterráneo. Lo importante es contar con productos de calidad. Después, con un poco de cariño, todo sabe bien. 

Espero que os guste y que disfrutéis de la semana que ya empieza.